Uno de los equipos imprescindibles en zonas de climas helados, es el de calefacción. Existe una gran variedad de ellos, y cada uno está diseñado para ofrecer una calefacción rápida y eficiente en un espacio determinado. Si bien, su funcionamiento puede basarse en la combustión de material, electricidad o gas, la trasferencia de calor se realiza mediante el aire impulsado por un sistema de aspas.

Los sistemas de calefacción permiten elevar la temperatura en espacios, en función a la temperatura ambiental exterior. Esto genera condiciones óptimas para los seres humanos. En realidad, los equipos de calefacción tienen como objetivo combatir el frío y elevar algunos grados la temperatura, para comodidad de los seres humanos que habitan el inmueble.

A continuación, enlistamos los sistemas de calefacción más utilizados:

  • Sistema tradicional de calefacción de carbón y leña
  • Sistema de calefacción de caldera con radiadores de agua
  • Calefacción por energía eléctrica
  • Calefacción por suelo radiante
  • Calefacción por Gas
  • Calefacción por gasóleo C